Organizaciones de Proveedores Preferidos (PPOs)


Las Organizaciones de Proveedores Preferidos (conocidas por sus siglas en inglés, PPOs) generalmente ofrecen una selección de proveedores más amplia que los HMOs. Las primas pueden ser similares o un poco más altas que las de los HMOs, y los desembolsos del miembro son generalmente más elevados y complicados que los de ciertas HMOs. Los PPOs permiten a sus miembros aventurarse fuera de la red de proveedores a su discreción y no les exigen que sean referidos por su médico de atención primaria. Sin embargo, al salirse de la red del PPO, el miembro probablemente tendrá que pagar una mayor parte del costo.

Por ejemplo, un PPO a disposición de las pequeñas empresas podrá abonar el 60 por ciento de los costos de la red y el 80 por ciento de los costos dentro de la red (con el empleado responsable del restante 40 por ciento o 20 por ciento). Estos porcentajes se pueden aplicar a las cargas completas (los precios “relativos del cuidado médico”), las tarifas de descuento que el plan de salud negoció con los proveedores (“tarifas negociadas”), o las tasas promedio regionales (cantidades “permisibles” o “usuales y habituales”). Tenga en cuenta, que este ejemplo es solamente una, de las varias posibilidades—la cobertura dentro y fuera de la red puede variar de un plan a otro.